Las armas de avancarga, ¿conoces su historia?

Pubicado el : 13/11/2020 15:37:42
Categorias : Armas

Las armas de avancarga son aquellas que presentan la particularidad de que tanto el proyectil como la sustancia explosiva (pólvora) se colocan manualmente en el interior del cañón a través de su boca con anterioridad a la realización del disparo. Es decir, antes de efectuar el tiro se realiza la carga del mismo y esta operación se repite cada vez que se va a usar el arma.

Las armas de avancarga se pueden considerar como las primeras armas de fuego de la historia. Podemos encontrar testimonios históricos de cómo se usaba este tipo de armas de fuego en la China del siglo XIII que usaban rudimentarios proyectiles fabricados con bambú. Es decir, el inicio de este tipo de arma se sitúa básicamente en un cilindro donde se colocaba el proyectil que iba a ser lanzado.

El arcabuz es un arma de avancarga que se usaba en la infantería europea desde el siglo XV a siglo XVII. A pesar de conseguir muy poco alcance su efectividad estaba más que demostrada ya que conseguía perforar cualquier tipo de armadura. Como no era necesario demasiada habilidad para su manejo su uso se universalizó sustituyendo a otras armas como la ballesta.

Aunque estuvieron conviviendo durante algunos siglos, el mosquete se establece como el sucesor natural del arcabuz. Esta arma de avancarga tenía un funcionamiento de arcabuz, pero mayor tamaño y peso. Lo que hizo que al principio se usara en menor medida. Sin embargo, su eficacia frente a las armaduras hizo que está se dejaran de usar en los combates porque ya no eran eficaces.

Podemos encontrar armas de avancarga ya en el siglo XIII

Esto permitió la fabricación de mosquetes mucho más ligeros y manejables por lo que su uso se difundió en mayor medida que el arcabuz. Esto se debe a avances que se establecen en el sistema que ayuda a la explosión. De la mecha se pasó a la llave de pisa que ayudó a hacer el disparo más rápido y sentando el antecedente del fusil actual. En el siglo XVII los ejércitos que atacaban en primera línea estaban formados principalmente por mosqueteros.

Otros avances permitieron que el mosquete adquiriera más protagonismo. Se pudo mejorar la precisión del disparo alargando el cañón y el sistema de embalaje de la carga se perfeccionó facilitando las maniobras y ofreciendo mayor seguridad.

La llave de percusión fue la última innovación en las armas de avancarga que provocaron el nacimiento del fusil a finales del siglo XVII. La llave de percusión garantizaba un mayor éxito en la carga y ejecución del disparo y además se podrías usar en las condiciones atmosféricas más adversas.

No es hasta aproximadamente a mediados del siglo XIX que no aparecen las armas de retrocarga cuyo uso parece ser viable después de varios intentos infructuosos. Las armas de avancarga se vieron desplazadas a un uso similar al de los antiguos cañones, con proyectiles mucho más grandes y pesados.

En la actualidad podemos encontrar el uso de armas de avancarga en el ámbito militar en los morteros y lanzaproyectiles. Tampoco es raro encontrar personas que practican la caza con armas de avancarga como manera especial de disfrutar esta experiencia. Parece que el uso de este tipo de armas está teniendo bastante auge en la actualidad.

También existen sociedades históricas organizadas en torno a los arcabuces y mosquetes que han convertido el conocimiento de estas armas de avancarga en su afición.

En Armería Izquierdo podrás encontrar productos para poder disfrutar de la caza con armas de avancarga. Descubre el placer de esta experiencia tal y como la realizaban nuestros antepasados.

Compartir este contenido

Se debe guardar

Haga clic aquí para registrarle

Añadir un comentario